lunes, 3 de marzo de 2008

Cataclás

La verdad es que aunque he seguido el blog un proyecto para Yoigo, sólo hasta fecha muy reciente lo he tomado en serio. A pesar de ello, no sé explicar la razón, su último movimiento me parece una propuesta muy interesante.

Entiéndaseme bien. No quiero decir que vaya a ser un éxito. De hecho, en mi opinión es bastante posible que fracase, si no económicamente (que en este caso es lo menos importante), sí desde el punto de vista conceptual. La razón de esa opinión es que me recuerda demasiado a las cajas de ahorros o a las mutuas. Ninguna de las dos tienen en teoría ánimo de lucro y se perpetúan en el tiempo (tiene éxito económico). Pero son un fracaso conceptual, puesto que se han transformado en entes al servicio de poderes distintos de los accionistas y de los usuarios (habitualmente dichos poderes son por un lado empleados/sindicatos y por otro poder político en su peor sentido).

Yo sostengo en cambio que la atención al cliente, el tener al cliente en el centro de tus desvelos, el conseguir que tu cliente y tú estéis unidos más allá de cláusulas de permanencia acaba siendo económicamente rentable a las empresas.

Y sin embargo, al leer su propuesta no he podido evitar la sensación que a veces tienes de que algo "traerá cola" (de ahí el onomatopéyico título de esta entrada). Presten atención a la entrada (vuelvo a enlazarla), porque este no es un movimiento tonto.

2 comentarios:

Orangután dijo...

Pues a mi ahora es Yoigo quien me hace la puñeta, diciendo que no puede cancelar la portabilidad desde Simyo.

Ya tengo mi tarjeta de Simyo, sin embargo, Yoigo parece que no quiere hacer las cosas bien.

http://simineptos.blogspot.com/

Otro consumidor insatisfecho. Consumo no sirve de nada con estos, la famosa Secretaría de Estado tarda 6 meses en hacer algo y eso si no se "inhiben" del problema, y los juicios son demasiado lentos y caros para algo tan pequeño como esto. Es increible.

Pikachu dijo...

Pues no te lo pierdas, que hoy nos ha desaparecido el saldo de Carrefour Móvil a un montón de gente.

Han dado la voz de alarma en gsmspain y he tenido la desgracia de poder comprobarlo.

Lo malo es que en una de las tarjetas tenía bastante saldo.

Me parece que voy a portar las dos tarjetas a Movistar.

Lo barato al final siempre sale caro.

Todavía hay muchos que se pregunta porque la gente no se cambia a las nuevas operadoras ¿Por qué será?